El árabe de Larache

El árabe hablado en la ciudad de Larache es un dialecto urbano de tipo prehilalí. La variedad en cuestión presenta una serie de rasgos comunes a otros dialectos urbanos del noroeste de Marruecos como son Tánger, Arcila o Tetuán. Pese a esta similitud, la variedad hablada en Larache difiere de las anteriores en los siguientes aspectos: 1) ausencia de hablantes con una realización /ʔ/ de */q/, 2) menor influencia de los dialectos jeblíes, 3) presencia de unos cuantos rasgos característicos de los dialectos de tipo beduino-hilalí.

Los elementos de influencia jeblí y hilalí se explican por los movimientos de población así como por la situación geográfica de Larache, ciudad portuaria a medio camino entre el norte y el centro de Marruecos. Desde el prisma lingüístico podemos decir que Larache se encuentra en una zona de transición en la que los dialectos prehilalíes norteños van dando paso a las variedades beduinas que se extienden a lo largo de las llanuras de la costa atlántica marroquí.

Árabe de Larache: Desalojo en la medina

Ficha de metadatos

Autor : Jairo Guerrero (grabación, transcripción y traducción).

Título: Árabe de Larache: Desalojo en la medina.

Tipo de relato: monólogo.

Duración: 4’43”.

Tema: frente al ayuntamiento de Larache un grupo de mujeres de la medina (ciudad vieja) se manifiestan para exigir viviendas de protección oficial o, en su defecto, que se reparen sus casas, la mayoría en riesgo de derrumbe. La informante explica su trágica situación viviendo con sus siete hijos en la calle.

Lenguas: árabe marroquí (variedad septentrional urbana).

Fecha: 15/11/2011.

Lugar: en frente de la casa consistorial de Larache (noroeste de Marruecos).

Soporte: Zoom H2 Handy Recorder.

Tipo de transcripción: transcripción fonética amplia.

Lengua de la traducción: español.

Comentarios: esta grabación se realizó en una estancia de trabajo de campo que tuvo lugar entre noviembre y diciembre de 2011, financiada por el Ministerio de Economía y Competitividad a través del proyecto Dialectología Árabe en el Magreb Occidental (FFI2008-04648-C02-01).

 

Informantes

Número: en la grabación aparece la informante principal y otros cuatro manifestantes (en la transcripción aparecen como Manifestante A, B, C, y D).

Nombre: la informante se llama ʕĀʔiša, del resto de manifestantes que intervienen no hay datos.

Sexo: mujer.

Edad: 45.

Nivel de escolarización: estudios primarios.

Profesión: ama de casa.

Origen: nació y vive en la medina de Larache.

Datos interesantes desde el punto de vista sociolingüístico: la informante siempre ha residido en Larache.

Árabe de Larache: Desalojo en la medina.

  • Pregunta: wāxxa, l-mūhīmm tʕāwəd lna l-mūškīl lli ʕăndək təmma
  • Informante: (1) āna āṛbăʕ snīn w-āna… mqăyyda fə-hād l-ʔĭṣlāḥ w-yăʕni hād l-ʔĭṣlāḥ ma žā-š n-ʕăndi măṛṛa ma žā-ši, dāba mən šhăṛ āṛbʕa w-ḍ-ḍāṛ rābət ʕlĭyya kŭlla rābət ʕlĭyya!…
  • Manifestante A: (2) dāba hādi xăms snīn
  • Informante: (3) dāba skŭt ka-ysəžžəl bəllāti XXX
  • Manifestante A: (4) bə-lə-ḥdīd w-xăllāwna
  • Informante: (5) dāba ʕla dāk š-ši ḍ-ḍāṛ ṛābət ʕlĭyya w-ha hĭyya ka-tšūf l-wāqīʕ dyāla ṛābət ʕlĭyya, āna ʕāyša f-wāḥəd l-bīt hnāya, f-hād l-bīt hnāya lli ka-tšūf f-hād š-ši kāməl ʕāyša fīh, ṛăġm hād š-ši l-Măxzən ma bġā-š yži yxwi li hād š-ši, (6) w-ma ʕṭānī-š l-ḥuqūq dyāli, āna wŭldi wāḥəd  mṛăḍ li bə-măṛăḍ s-sŭll, ka-nʕālžūh fə-ṭ-ṭbīb dyā-l-Wafāʔ[1], (7) wāḥəd xṛŭž lu l-fətq fə-ṛ-ṛūḥ dyālu w-ma ka-yəbġīw-ši yəmšīw ləl-mḍṛāsa ʕlāš ḥīt d-dṛāri k-yʕăyyṛūūm[2] ka-yqūlu lŭm ntūma sāknīn fə-xăṛba, (8) w-ṛăġma hād š-ši žīt n-ʕănd ṛ-ṛāyīṣ, žīt n-ʕănd ṛ-ṛāyīṣ w-ka-nəški lu ka-yəddīni w-yžībni, w-mʕa l-āxăṛ šnu l-ḥăll dyālu lli dāṛ mʕāya? dāṛ li l-ʔifṛāġ, (9) fəyn ʕa-nəxwi āna fəyn ġāda nəmši?, w-āna bə-səbʕa dyā-l-ūlād dyāli, ma ʕăndī-ši fəyn ġāda nəmši, (10) ḷḷāhumma yšūfu fīna wāḥəd l-ḥăll, yšūfu ydīru mʕāna… āṛa ka-nʕānīw wāḥəd l-ʕĭna lli ma tšūf… wāḥəd l-ʕīša ma tšūfā-ši, (11) ma ka-nnāklu, ma ka-nšŭṛbu, l-ʔifṛāġ, dāba yăʕni mni ka-nəmši ntlāqa wlādi mə-l-mḍṛāsa, ka-yxăṣṣni ngləs mʕāhŭm fə-ṛ-ṛōnpwān[3] ḥta ka-ydūz dīk l-maġrib bāš ka-yġălləbhŭm n-nʕās ʕād ka-ndəxxlŭm nnăʕʕsŭm, (12) ʕlāš? l-fṛāš mša li, lă-ġṭa, ka-nətġăṭṭāw bə-mānṭa wāḥda āna w-səbʕa də-l-wlād, (13) ʕlāš? ḥīt kŭll ši ma XXX w-dzīdu li l-fṛāš, l-munkaṛ hāda, ṛāh bəzzāf ma kāynā-š l-ḥūkūma ma kāynā-š, ma ṛ-ṛāyīṣ w-la ma kāyna ḥta ši ḥāža, (14) l-mīzānĭyya ṣăṛṛda sīdna w-klāwha l-qămmāṛa, l-mīzānĭyya klāha, ṣăṛṛda sīdna w-ynṣuṛ sīdna wā-lākīn ddāwha l-qămmāṛa, (15) w-ṛăġma dāk š-ši mni klāwha w-dāk š-ši ha-hŭwwa ka-yṣăṛṛəd li l-wəṛqa bə-l-ʔifṛāġ, fəyn ġāda nəmši, (16) āna ma ʕăndī-š fəyn ʕa-nəmši, ḥālĭyyan, dāba ka-nətsənna qālu li , dāṛu mʕāya l-yūma l-ītnīn, ʕa-ytlāqāna l-bāša, (17) yăʕni ha-hŭwwa ma ʕṭāna la wăqt la qīma, ha-hŭwwa mša qāl lək l-ḥŭžž, kdəb ʕlīna w-mša lə-l-ḥŭžž, (18) yăʕni āna dāba ka-nətsənna mə-l-muwāṭinīn yʕāwnūni ʕi bə-wālu ʕi bə-xzāna, ġāda nži w-nəskŭn hnāya, (19) ma ybġīwnī-š nəskŭn āna fə-dīk l-xăṛba āna w-wlādi, w-lăw yʕāwnūni l-muwāṭinīn w-lăw XXX bāš ma bġāw yăʕṭīwni xzāna, āna nži nəskŭn fəynāti lăḥăqqāš ma ʕăndī-š fəyn nʕīš, (20) āna ma ʕăndi la ṃṃa la ḅḅa, ḥna ʕă ītāma, w-hādīk l-xăṛba lli xăllāw nna hĭyya lli sāknīn fīha, (21) hād l-waḍʕ lli ʕāyšīn fīh, ṛāh ma ʕăyšīn ḥnāya, ṛāḥna ma ʕāyšīn-ši ma ʕāyšīn-ši, ṛāh klāwna w-dāṛūna fə-kəṛšhŭm, ṛāh klāw hādu l-qŭmmāṛa[4], klāw hādu l-qămmāṛa (22) w-āktăṛ hād ṛ-ṛāyīṣ də-mažlis n-nuwwāb hŭwwa băʕda la šafaqa la ṛaḥma fə-qălbu, la šafaqa la ṛaḥma fə-qălbu, (23) ṛmāna ṛmĭyya dyā-l-klāb maṛṛa ṛmāna, ma k-yḥăsbūnā-ši, k-yḥăsbūna klāb ḥnāya l-muwāṭinīn maṛṛa.
  • Manifestante B: (24) bə-l-ʔaxăṣṣ l-madīna l-qadīma ma ka-ysŭwwqu lā-ši, ma kāyn-š l-ʔiḥṣāʔāt ma ka-yʕṭū-š l-ən-nās dyāl l-madīna l-qadīma.
  • Informante: (25) l-madīna lə-qdīma fāš ka-yətfəkkṛu la, ka-yətfəkkṛu la f-wăqt dyā-l-intixābāt ʕa f-wăqt dyā-l-intixābāt hūma lli ka-yətfəkkṛu la XXX ḷḷāhumma hāda munkaṛ.
  • Manifestante B: (26) kāyna s-sakan l-iqtiṣādi kīfma ṣăṛṛăḥ ʕlīh sīdna ḷḷāh ynəṣṛu, ma ʕṭāwh nnā-ši, ʕṭāwh l-ḅăʕḍĭyyătŭm w-ʕṭāwh l-muwăḍḍafīn, (27) ḥnāya ma ʕănna la diṛham la žūž bāš ndəbḥu, ḥna ṭālbīn sakan iqtiṣādi yăʕṭīwăh lna, ḥna ṣḥāb l-madīna l-qadīma yăʕṭīwna s-sakan l-iqitiṣādi, (28) hād š-ši l-maṭālīb dyānna, n-nās yšūfu məlḥa[5] yšūfu məlḥătna kāmlīn, yḥăssu bīna, yqăllbu ʕlīna, (29) ʕlāš ža l-bəṛṛāni ʕṭāwhŭm səbʕīn mītṛu, ʕṭāwhŭm myət mītṛu w-l-muwăḍḍaf ka-yăʕṭīwhŭm mə-l-tăḥt l-tăḥt w-ḥnāya gālsīn ḍāyʕīn, ḥna ma ṭālbīn wālu ʕi sīdna, ḥna ʕāša sīdna, ḥna ma ka-nqūlū-ši.
  • Informante: (30) āna nʕīš wāḥəd l-ʕīša ma tšūfā-ši, āna ṛăġma hād š-ši, āna ma ka-nəkdəb-ši āna ṛăġma dāk š-ši yžīw l-məsʔūlīn w-yži lli bġa (31) dāba ḥna ma ka-nṭălbu ḥta bə-ši ḥāža, ka-nṭălbu ḥna ʕi bə-ṛ-ṛāyīṣ yxăṛṛəž mʕāna wāḥəd l-ləžna.
  • Manifestante B: (32) yšūf wāḥəd l-ḥăll.
  • Informante: (33) lli dži tšūfna, wa-lăw n-nəžna[6] ʕa nəžna tšūfna, wa-lăw… la ḥnāya la, ḥna ma-ši muwāṭinīn, ḥna dāk š-šăʕb dyāl… l-ḥayy l-qdīm ka-yḥăsbūna l-wa-la-šay w-hūma n-nhāṛ dyāl intixābāt ka-yətfəkkṛu lə-l-ḥayy lə-qdīm, ʕă fə-l-intixābāt ka-yətfəkkṛu lə-l-ḥayy lə-qdīm, ʕă l-ḥayy lə-qdīm w-f-əl-wăqt dyāl ṣ-ṣăḥḥ w-ṣ-ṣḥīḥ?
  • Manifestante B: (34) lāʔ w-n-nās dyāl mdīna nāʕsīn, ḥna xăṣṣna nkūnu hāyda.
  • Informante: (35) wā-lākīn ʕlāš dāba ʕa-yqāwəmna ġādi yqāwəmna w-mʕa l-āxəṛ fə-āxəṛ nihāʔĭyya yṣăṛṛəd li l-ʔifṛāġ, ʕlāš yṣăṛṛəd li l-ʔifṛāġ w-dīr mʕāya ḥăll, wāš āna ka-nqăyyəl āna w-wlādi fə-l-xăṛdīn[7] ka-nəmši… (36) wlādi ka-yqăyylu fə-dīk l-xăṛdīn lli qŭddām žīhət lə-bḥăṛ qŭddām ḍāṛ l-Ġăṛbāwi, wāš āna ḥta l-līla ʕād ka-ndəxxəl wlādi lə-ḍ-ḍāṛ bāš ma džī-ši ṭṭīḥ ʕlīhŭm w-ṛāh ṭāḥət ʕlīna… (37) w-žāw ma năqdūnā-ši, žāw lə-l-bāb k-ywŭqfu w-ka-yqūlu wāš ma fīkŭm ši ḥāl?, ma năqdūnā-ši ḥna lli xăṛṛəžna.
  • Manifestante C: (38) hādi āṛbăʕ snīn w-ḥna msəžžlīn ḍ-ḍyūṛ dyānna fə-l-ʕŭmṛān, žāw w-ṣəllḥu ġīr l-muhandis Nāžim hna fə-l-baladĭyya w-ṣəllḥu n-wāḥəd s-sĭyyəd ma xăṣṣu ḥta ši xăyṛ (39) w-xšāw mʕāhŭm hād s-sĭyyəd hāda ḥīt dərwīš, ṛăġma dālīk ʕămlu lu ġīr hākka w-mšāw fḥālŭm.
  • Informante: (40) ʕi ykəmmlu lu, ma kəmmlu lū-ši.
  • Manifestante D: (41) w-ʕām w-āna fə-z-zənqa.
  • Informante: (42) l-ḥuqūq dyānna ttnəklāt mšāt, l-ḥuqūq dyānna ttnəklāt mšāt, ḥna wlādna măṛḍu ḷlāh yā-wəddi, ḷḷāh yā-wəddi.
  • Manifestante C: (43) hādi āṛbăʕ snīn w-ḥna XXX f-əl-ʕumṛān w-ka-yḍăḥku ʕlīna, mšāw ʕi n-nās dyāl l-flūs (44) w-ṣăllḥu n-hād ṛ-ṛāžəl məskīn w-ḥnāya msəžžlīn ma žāw yăʕṭū lna ḥta ši ḥāža. ḍ-ḍāṛ dyāl hād s-sĭyyda hādi žāw wəqqfūha bə-lə-ḥdāyd w-mšāw fḥālŭm.
  • Manifestante D: (45) sətta d-ən-nās žūž byūt.
  • Informante: (46) w-XXX kāməl kālāwāh w-ṛăġm hād š-ši ḥna dāyrīn ʕi l-kṛāṭən w-gālsīn ʕlīhŭm, ḥna dāyrīn ʕi l-kṛāṭən w-gālsīn ʕlīhŭm, aḷḷāhumma hāda munkaṛ yšūf məlḥătna.
[1] Barrio en la parte moderna de la ciudad de Larache.[2] La /h/ del pronombre sufijo /hŭm/ apenas se percibe.[3] rond-point ‘rotonda’ (francés).[4] [qŭmmāṛa] y [qămmāṛa] ¿labialización ocasional?[5] Disimilación y metátesis: /məħna/ > [məħla] > [məlħa].[6] Asimilación de nasales: /ləžna/ > [nəžna].[7]/xăṛdīn/ < ‘jardín’ (español).
Pregunta: Vale, nos cuentas el problema que tienes allí.Informante: (1) Yo llevo cuatro años apuntada a este (plan) de reforma(s), pese a ello esto(s) arreglo(s) no me han llegado. Llevo desde abril con la casa derrumbada, ¡con la casa derrumbada!Manifestante A: (2) Hace ya cinco años.Informante: (3) Cállate, espera que está grabando XXX.Manifestante A: (4) Con hierros y nos han dejado.Informante: (5) Es por eso que la casa se me ha derrumbado, ahí la tienes mira en qué situación se encuentra, se me ha derrumbado. Yo estoy viviendo aquí en un cuarto, en este cuarto que ves aquí, en todo eso estoy viviendo yo, pese a ello el Gobierno no quiere venir a sacarme de aquí, (6) y no me ha dado mis derechos, un hijo mío ha enfermado con tuberculosis, le estamos tratando en el médico de l-Wafāʔ. (7) A otro le ha salido una hernia y, (resulta) que no quieren ir al colegio, el por qué, porque los chicos se meten con ellos, les dicen: vosotros vivís en una casa en ruinas, (8) pese a esto he venido (a ver) al alcalde, he venido (a ver) al alcalde y me quejo a él, me ha hace ir y venir, y al final ¿cuál es la solución que me ha dado? (9) Me (ha mandado una orden de) desalojo, ¿dónde me voy a meter? ¿a dónde voy a ir yo?, yo con mis siete hijos no tengo a donde ir. (10) ¡Dios mío por favor! Que nos busquen una solución, que hagan (algo) con nosotros. Estamos sufriendo una pena que no te imaginas, una vida que no te imaginas, (11) no comemos, no bebemos y (ahora la orden de) desalojo. Cuando me encuentro con mis hijos (a la salida) del colegio tengo que sentarme con ellos en la rotonda y, hasta que no se pone el sol y les puede el sueño, hasta entonces no los meto (en casa) y les acuesto, (12) ¿por qué? He perdido la ropa de cama, el cobertor… nos tapamos con una sola manta, yo y siete niños, (13) ¿por qué? Porque todo XXX y me dan mantas, esto es una injusticia, es demasiado, no existe el Gobierno no existe ni alcalde ni nada. (14) Nuestro señor envió una (partida) presupuestaria, (pero) los ladrones se la han comido, se la ha comido, nuestro señor, que Dios le asista, la envió, pero se la han llevado los ladrones. (15) A pesar de ello, (a pesar) de que se la han comido y eso, me envía una orden de desalojo, ¿a dónde voy a ir yo? (16) Actualmente no tengo a donde ir. Ahora estoy esperando, me han dicho… han quedado conmigo hoy lunes, me va a recibir el alcalde, (17) pero ahí lo tienes no me ha dado ni tiempo ni respeto, ahí lo tienes, dicen que es que se ha ido a hacer la peregrinación (a La Meca), me ha engañado y se ha ido a hacer la peregrinación. (18) Yo ahora lo que espero de los ciudadanos es que me ayuden simplemente con nada, simplemente con una tienda de campaña (para) que venga a vivir aquí, (19) no querrán que resida en esa casa en ruinas, yo con mis hijos. Si me ayudaran los ciudadanos, si XXX con lo que quieran, que me den una tienda de campaña y yo me vengo a vivir ahí, porque no tengo donde vivir, (20) no tengo ni madre ni padre, nosotros no somos más que huérfanos y en esa casa en ruinas que nos dejaron es donde vivimos, (21) esta es la situación en la que vivimos ¡nosotros no vivimos! ¡nosotros no vivimos no vivimos! Nos han comido, nos han puesto en sus estómagos, (nos) han comido estos ladrones (nos) han comido estos ladrones (22) y en especial este presidente de la cámara de diputados (que) no tiene ni compasión ni misericordia en su corazón, ni compasión ni misericordia, (23) nos ha arrojado como si fuésemos perros, nos ha arrojado totalmente, no nos tienen consideración, nos consideran perros a nosotros los ciudadanos.Manifestante B: (24) A la gente de la ciudad vieja en especial no le echan cuenta alguna, no existen censos y no le dan a la gente de la ciudad vieja.Informante: (25) De la ciudad vieja se acuerdan, se acuerdan de ella cuando hay elecciones, solo cuando hay elecciones se acuerdan de ella XXX ¡Dios mío qué injusticia!.Manifestante B: (26) Están las viviendas económicas tal y como declaró nuestro señor que Dios le asista, no nos las han dado, se las han dado entre ellos y se las han dado a los funcionarios, (27) nosotros no tenemos ni uno ni dos dirhams para sacrificar, nosotros estamos pidiendo una vivienda económica, que nos la den. Nosotros los de la ciudad vieja, que nos den una vivienda económica, (28) estas son nuestras reivindicaciones, que la gente vea el sufrimiento, que vean nuestro sufrimiento, que empaticen con nosotros, que nos ayuden. (29) ¿Por qué ha venido un forastero y le han dado setenta metros, les han dado cien metros y a los funcionario(s) les dan a escondidas, nosotros no pedimos nada solo que nuestro señor… nosotros ¡larga vida a nuestro señor! Nosotros no decimos…Informante: (30) Yo vivo una vida que ni te imaginas, a pesar de ello yo no miento, a pesar de ello que vengan los responsables y que venga quien quiera, (31) nosotros no estamos pidiendo nada, no pedimos más que el alcalde forme con nosotros una comisión.Manifestante B: (32) Que busquen una solución.Informante: (33) quien venga a vernos, aunque solo sea una comisión simplemente una comisión, aunque sea… no nosotros no nosotros no somos ciudadanos, nosotros somos ese pueblo de…, a los de la ciudad vieja nos consideran la nada y el día de las elecciones es cuando se acuerdan de la ciudad vieja, solamente durante las elecciones se acuerdan de la ciudad vieja, solo la ciudad vieja y a la hora de la verdad ¿qué?/Manifestante B: (34) No, la gente de la ciudad están dormidos, nosotros tenemos que estar así.Informante: (35) Pero ¿por qué ahora va a hacerse de rogar, va a hacerse de rogar y al final me envía (una orden de) desalojo, ¡búscame una solución! ¿es que tengo que pasar el día entero en el jardín, yo y mis hijos? Voy… (36) mis hijos pasan todo el día en ese jardín que está en frente de donde está el mar, enfrente de la casa de l-Ġaṛbāwi. ¿Es que hasta la noche no puedo meter a mis hijos a casa para que no venga y se les caiga encima? Y ahí la tienes se nos ha caído encima (37) y vinieron y no nos rescataron, llegaron a la puerta se pararon y dijeron: ¿os encontráis mal? No nos rescataron, nosotros somos los que salimos.Manifestante C: (38) Hace cuatro años que tenemos apuntadas nuestras casas en el plan de rehabilitación de viviendas, vinieron y arreglaron solo el arquitecto Nāžim aquí en el ayuntamiento y le arreglaron a un señor al cual no le falta de nada, (39) y metieron con ellos a este hombre porque es pobre, pese a ello no le hicieron más que así y se fueron.Informante: (40) Si al menos se lo hubieran acabado, pero no se lo acabaron.Manifestante D: (41) Hace un año que estoy en la calle.Informante: (42) Nuestros derechos han sido comidos, se han ido, nuestros derechos han sido comidos se han ido, nuestros hijos han enfermado, ¡ay Dios mío ay Dios mío!Manifestante C: (43) Hace cuatro años que estamos XXX en el plan de rehabilitación de viviendas y nos toman el pelo, solo fueron a (arreglar las casas de) la gente de dinero (44) y le arreglaron a este hombre que es pobre y nosotros que estamos apuntados no han venido a darnos nada, la casa de esta señora vinieron, la apuntalaron con unos hierros y se fueron.Manifestante D: (45) Seis personas en dos habitaciones.Informante: (46) Y XXX se lo han comido, y a pesar de esto nosotros hemos puesto unos cartones sobre los que nos sentamos, no hemos puesto más que unos cartones sobre los que sentarnos, ¡Dios mío qué injusticia, que vea nuestro sufrimiento!

Árabe de Larache: Manifestación

Ficha de metadatos

Autor : Jairo Guerrero (grabación, transcripción y traducción).

Título: Árabe de Larache: Manifestación.

Tipo de relato: monólogo.

Duración: 1’23”.

Tema: un hombre cuenta una anécdota sobre una manifestación en España en la que participó.

Lenguas: árabe marroquí (variedad septentrional urbana)

Fecha: 12/12/2011.

Lugar: centro de la ciudad de Larache (noroeste de Marruecos).

Soporte: Zoom H2 Handy Recorder.

Tipo de transcripción: transcripción fonética amplia.

Lengua de la traducción: español.

Comentarios: esta grabación se realizó en una estancia de trabajo de campo que tuvo lugar entre noviembre y diciembre de 2011, financiada por el Ministerio de Economía y Competitividad a través del proyecto Dialectología Árabe en el Magreb Occidental (FFI2008-04648-C02-01).

Informantes

Número: 1.

Nombre: ʕAbdūl.

Sexo: hombre.

Edad: 43.

Nivel de escolarización: estudios universitarios.

Profesión: funcionario.

Origen: de la misma manera que sus padres, ʕAbdūl nació en Larache y es la ciudad en la que vive en el momento de la grabación. Su discurso muestra las características típicas de los dialectos sedentarios tales como la pronunciación sorda de /q/ o el uso de ka- como preverbio del imperfectivo.

Datos interesantes desde el punto de vista sociolingüístico: el informante habla también español y francés.

Árabe de Larache: Manifestación

(1) ḥna mšīna l-… ḥna mšīna l-wāḥəd l-liqāʔ dyāl… l-ḥudūd, (2) hŭwwa liqāʔ dawli k-yəddāṛ[1]kŭll ʕām fə-ši dawla. (3) hādīk l-maṛṛa ddāṛ[2]băyn Ṭārīfa[3] w-l-Maġrib. (4) mšīna, hăwwəd tāna w-l-Bǝlġa w-s-Saʕīd, w-l-Hanīn w-Muḥammad… l-mūhīmm bəzzāf d-əl-mġāṛba hăwwdu. (5) l-mūhīmm ḥna wāqfīn w-kān dīk n-nhāṛ kāyna l-māsīra, l-māsīra ʕa-ndīrū ha mən ōtēl... mən ōtēl Gwādālāxāṛa[4]ḥta n-sōntṛ[5]dyāl Ṭārīfa. (6) āna wāqəf w-hĭyya tʕăyyṭ li wāḥəd l-bənt, qātt[6] li: ʕAbdūl žīb, žīb l-mġāṛba nkətbu ši ḥāža f-əḍ-ḍhăṛ dyālkŭm, (7) āna sḥăb li ʕa-yəktəb nna[7] f-əḍ-ḍhăṛ dyānna[8]...  (8) qŭtt la năʕməl li lā, w-bqīt ka-nžīb l-mġāṛba hāda l-īl-ʕun-ṣu-rĭyya, yăʕni la l-īl-ʕunṣurĭyya[9]. (9) ktəbna dāk š-ši f-əḍ-ḍhăṛ dyānna w-hăwwədna lə-bḥăṛ, (10) məni[10] hăwwədna wṣălna lə-bḥăṛ qālu nna: ḥnāya t-tāḍāhūṛa ka-ndīrūha qălwānĭyyīn, xăṣṣkŭm tzŭwwlu ḥta s-slīp[11]. (11) zŭwwəlna ʕlīna ā-sīdi… āna zŭwwəlt ʕlĭya āna băʕda zŭwwəlt ʕlĭya. (12) kān lli zŭwwəl ʕlīh, kān lli ma bġā-š yzŭwwəl ʕlīh, (13) l-mūhīmm zŭwwəlna ʕlīna mšīna f-ət-tāḍāhūṛa ḥta n-… (14) āna ka-nqūl... dāba āna māši w-ka-nqūl, āži dāba īla žāw l-būlīs žṛāw ʕlīna w-nžərrīw, ki nžərrīw hna fə-hād Spānya hāda hākka b-… (15) b-əl-qlāwi mdəllĭyyīn, dāba l-mūškīl maši təmma ḍḥăkna w-kəda w-tsālət t-tāḍāhūṛa. (16) llāġădda f-əṣ-ṣbāḥ məni žīna nfəṭṛu ž-žṛāyd kām lam xăṛṛža s-swāwi dyānna ḥna l-lŭwwāla.
[1] /k-yǝtdāṛ/ → [k-yǝddāṛ].[2] /tdāṛ/ → [ddāṛ].[3] Tarifa, ciudad del sur de España.[4] Hotel Guadalajara.[5] centre ‘centro’, francés.[6] /qālt li/ → [qātt li].[7]  /lna/ → [nna].[8] /dyālna/ → [dyānna].[9]لا للعنصرية, árabe estándar.[10] /mǝnīn/ → [mǝni].[11] slip ‘calzoncillos, bragas’, francés.
(1) Fuimos... fuimos a un encuentro acerca de las fronteras, (2) es un encuentro internacional que cada año se celebra en un (determinado) país. (3) Aquella vez se celebró entre Tarifa y Marruecos. (4) Fuimos entonces..., fui yo, l-Bǝlġa, s-Saʕīd, l-Hanīn y Muḥammad...bueno, que fueron muchos marroquíes. (5) Resulta que estábamos parados y hete aquí que ese día había una marcha, se suponía que la marcha íbamos a hacerla desde el hotel Guadalajara hasta el centro de Tarifa. (6) Estaba (allí) parado cuando una chica me dijo: ¡ʕAbdūl! Trae a los marroquíes que vamos a escribiros algo en la espalda. (7) A mí me pareció que iba a escribirnos en la espalda... (8) Le dije que iba a poner “no”... y comencé a traer marroquíes, a este “al-ra-cis-mo”, es decir “no al racismo”. (9) Nos escribimos eso en la espalda y bajamos a la playa, (10) cuando bajamos y llegamos al mar nos dijeron: nosotros la manifestación la hacemos en pelotas, tenéis que quitaros hasta los calzoncillos. (11) Nosotros nos lo quitamos todo, yo me desnudé, yo por supuesto me desnudé. (12) Hubo quien se desnudó y hubo quien no quiso desnudarse, (13) como quiera que sea nos desnudamos y fuimos con la manifestación hasta... (14) Yo iba diciendo... iba caminando e iba diciendo: si ahora viene la policía y nos echa y corremos, ¿cómo vamos a correr por estas Españas así? (15) con las pelotas colgando, pero el problema no estaba ahí, nos reímos y eso, y luego la manifestación terminó. (16) Al día siguiente cuando fuimos a desayunar, nos encontramos con que todos los periódicos habían sacado nuestros culos en la primera (página).

Fonología y fonética*

El árabe de Larache se caracteriza principalmente por presentar un reflejo sordo /q/ de */q/ que, en algunas ocasiones, alterna con /g/ en la voz qāl li~gāl li ‘él me dijo’. Una peculiaridad con respecto a otros dialectos de la región es la escasez de ejemplos con ensordecimiento de */ḍ/ y la práctica ausencia del alófono africado /ǧ/. De presumible influencia hilalí son los ejemplos de labialización que encontramos en voces como wġār ‘pequeños’ o mwxədda ‘almohada’. En lo que respecta a /p/ y /č/, es interesante señalar su estatus de fonema en ciertas voces de origen extranjero. Por último, hemos de destacar la existencia de dos vocales breves (/ŭ/ y /ə/) así como una cierta tendencia hacia la diptongación: ḥăwma ‘barrio’, tăwma ‘ajo’, ṣăyfĭyya ‘verano’.

Morfología verbal

En lo que se refiere a la morfología verbal, el árabe de Larache presenta una desinencia –ti para la 2ª persona singular del perfectivo. Tampoco existe distinción de género en la 2ª persona singular del imperfectivo, así ka-tākŭl ‘tú (masc./fem.) comes’. Un rasgo que podría sugerir una influencia hilalí es la alternancia del morfema –ət con –āt en la 3ª persona singular femenino del perfectivo. Características del dialecto son también la alternancia de las desinencias –u ~ –īw en el plural del imperfectivo de los verbos defectivos, y la alternancia de la forma I con la forma II en la conjugación de algunos verbos: žṛa~žəṛṛa ‘correr’, qṭăʕ~qăṭṭăʕ ‘cortar’.

El preverbio más usado es ka–, aunque algunos informantes emplean ocasionalmente ta–. Lo mismo podemos decir de las partículas de futuro, existen ejemplos esporádicos con māš, pero las más frecuentes son ġādi, ġa– y ʕa–.

Morfología nominal

La singularidad del árabe de Larache se manifiesta en la existencia de dos escenarios. En el primero el hablante hace uso de un pronombre de 2ª persona singular común a ambos géneros: ntīna. En cuanto al segundo escenario, es aquel en el que las formas nta~ntāya se emplean con interlocutores masculinos y nti~ntĭyya~ntīna con interlocutores femeninos.

Destacaremos igualmente un empleo exclusivo de las partículas de genitivo d– y dyāl, la alternancia de los pronombres sufijados ha– ~ a– y hŭm– ~ ŭm– cuando aparecen tras una consonante, así como la negación ma…–ši.

Léxico

Al igual que otros dialectos del norte, el árabe de Larache posee en su vocabulario un importante número de préstamos del español. El resto de elementos léxicos también son compartidos en gran medidad con las variedades norteñas, si bien en Larache se constata la existencia de dobletes del tipo săqṣa ~ sŭwwəl ‘preguntar’, žbăṛ / ṣāb ~ lqa ‘encontrar’, qqa / ʕməl ~ dār ‘hacer’, hāyda ~ hākka ‘así’, fəttəš ʕla ~ qəlləb ʕla ‘buscar’, măṛṛa ~ gāʕ ‘totalmente, absolutamente’, fḥāl ~ bḥāl ‘como’, līl ~ l– ‘para’, mzīwən ~ zwīn ‘bonito’, ġlāl ~ bəbbūš ‘caracoles’, zŭwwəl ~ ḥăyyəd ‘quitar’, məftāḥ ~ sāṛūt ‘llave’, ṭāqa ~ šəṛžəm ‘ventana’.

Por último, cabe destacar el empleo de las siguientes voces: ǧīm ‘bolsillo’ (por žīb), ʕŭšrīn ‘veinte’ (en vez de ʕəšrīn), žəbbānĭyya ‘cementerio’, sṭăb ‘disfrutar, contemplar’, āṛbʕa ‘cuatro’ (en lugar de ṛăbʕa), qămmāṛ ‘ladrón’, ʕi ‘solamente’.

 

*La  información para hacer este breve resumen se ha extraído de: Guerrero, Jairo. 2015. El dialecto árabe hablado en la ciudad marroquí de Larache. Zaragoza, Prensas de la Universidad de Zaragoza.

Autor: Jairo Guerrero

Larache (en árabe العرائش  [lă-ʕṛāyš]) se encuentra situada a unos 85 kilómetros al sur de Tánger, sobre un promontorio en el lado meridional de la desembocadura del río Lucus. Con una población de 125.008 hab. (censo del 2014), su puerto pesquero y su fértil campiña le confieren una cierta prominencia en tanto que polo económico de la región.

La actual ciudad de Larache parece ser una prolongación natural de la antigua Lixus (s.VIII-IX a.C.), importante ciudad de fundación púnica-mauritana cuyas ruinas se yerguen sobre una colina en la otra orilla del río Lucus. En época romana, Lixus pasa a formar parte de la provincia de Mauritania-Tingitania, manteniéndose su actividad hasta el s. VI d.C.

Las fuentes árabes no nos hablan acerca de la fecha exacta en que Lixus fue ocupada por los musulmanes. Es probable que el número de habitantes en el período islámico fuera muy pequeño, lo que explicaría las escasas alusiones a Tšummis (nombre local que reciben las ruinas de la antigua Lixus) por parte de los historiadores y geógrafos de la época. Por razones que desconocemos, Lixus irá perdiendo población en favor de su vecina Larache hasta ser finalmente abandonada.

De Larache no sabemos la fecha exacta de su fundación, pero es probable que hacia el s. XI d.C. la población no fuese más que un simple ribāṭ con algunas viviendas adosadas. No será hasta después de la frustrada incursión portuguesa de 1489 que el sultán wattasí Mawlay an-Nasir se dé cuenta de la importancia estratégica de Larache y proceda a la construcción de un sistema defensivo que le conferirá el rango de ciudad. Dada su proximidad a Fez, Larache se convertirá en uno de los puertos más importantes del noroeste de Marruecos, atrayendo así la instalación de comerciantes portugueses y genoveses. En 1610, Felipe II decide ocupar Larache con objeto de poner fin a la incipiente actividad corsaria que azotaba las costas ibéricas y que tenía su principal refugio en el puerto de esta plaza africana. La ciudad no volverá a manos marroquíes hasta 1689, año en que Mawlay Ismail la manda repoblar con contingentes de jeblíes y rifeños. Los ataques de las potencias europeas para poner fin al llamado ǧihād baḥrī se sucederán a lo largo de los siglos XVIII y XIX.

Tras la Conferencia de Algeciras, España invadirá Larache en 1911, pasando la ciudad a formar parte del Protectorado español en el norte de Marruecos. Durante el período colonial, Larache conocerá una cierta prosperidad económica que atraerá la llegada de un importante número de colonos españoles. Esta situación cambiará drásticamente con la independencia de Marruecos en 1956 y la retirada de los colonos. La marginalidad y el abandono serán la tónica dominante hasta mediados del primer decenio del s. XXI. No obstante, entre los años setenta y los ochenta, Larache verá un incremento en su número de habitantes como consecuencia del éxodo rural. Luego, hacia finales de los noventa, la ciudad sufrirá la emigración de algunos elementos de su población hacia España y el Reino Unido.

Bibliografía

  • García Figueras, Tomás & Rodríguez Joulia Saint-Cyr, Carlos 1973. Larache, datos para su historia en el s. XVII. Madrid, CSIC.
  • López Pardo, Fernando 2004-2005. “Dioses en los prados del confín de la tierra: un monumento cultual con betilos de Lixus y el Jardín de las Hespérides”, Byrsa 3, 303-350.
  • Malagón Pareja, Jesús 2010. Migraciones en Larache: un análisis etnográfico de los contextos de origen. Universidad de Granada (tesis doctoral inédita).
  • VV.AA. 2001. Larache: evolución urbana. Sevilla, Junta de Andalucía.
  • Yver, Georges 1991. s.v. “al-cArā ͗ ish”, Encyclopédie de l’Islam, vol. I, 624-625.

Autor: Jairo Guerrero

  • Alarcón y Santón, Maximiliano 1913. Textos árabes en dialecto vulgar de Larache. Madrid, Imprenta Ibérica. https://archive.org/details/textosarabesendi00alaruoft
  • Bel, Alfred 1913. “Compte-rendu de M. Alarcón, Textos árabes en dialecto vulgar de Larache”, Journal Asiatique 2, 387-394.
  • Colin, Georges Séraphin 1927. “August Klingenheben – Texte im arabischen Dialekt von Larasch in Spanisch-Marokko, Leipzig, 1927 (Islamica 3, 73-85)”, Hespéris 8, 123-126.
  • Guerrero, Jairo 2015. El dialecto árabe hablado en la ciudad marroquí de Larache. Zaragoza, Prensas de la Universidad de Zaragoza.
  • Guerrero, Jairo (en prensa). “Notes on the Arabic Dialect of Larache (North-western Morocco), in Proceedings of the 10th Conference of AIDA Doha, Qatar.
  • Klingenheben, August 1927. “Texte im arabischen Dialekt von Larasch in Spanisch-Marokko”, Islamica 3, 73-85.
  • Marchand, M.G. 1905. “Conte en dialecte marocain (publié, traduit et annoté)”, Journal Asiatique 6, 411-472.
  • Moscoso, Francisco 2003. Estudio lingüístico del dialecto árabe de Larache (Marruecos). A partir de los textos publicados por Maximiliano Alarcón y Santón. Cádiz, Universidad de Cádiz.

Datos de contacto

Ciudad Universitaria - Campus San Francisco
Facultad de Filosofía y Letras
Calle Pedro Cerbuna 12
50009 ZARAGOZA - ESPAÑA

Patrocinan

Ministerio de Economía y Competitividad Universidad de Zaragoza